La mejor isla de Europa 2018+ info

Madeira

 

La aventura puede comenzar de varias maneras:
El modo más práctico y común es llegar en avión y aterrizar en el aeropuerto de Santa Cruz, donde los vuelos internacionales son frecuentes y accesibles desde cualquier gran ciudad europea, en viajes que nunca se prolongan mucho tiempo, durando, de media, aproximadamente 3 h/4 h. Desde Portugal continental, el viaje no dura más que 2 h, lo que convierte a Madeira en un destino de fácil acceso. Otra modalidad más intrépida implica coger un barco y atracar en el puerto de Funchal, que forma parte de la ruta de los grandes navíos de crucero, pudiendo de este modo llegar siempre a bordo de uno de estos gigantes de los mares.

 

Porto Santo

 

Para los más inquietos,la isla de Porto Santo cuenta con un aeropuerto internacional que ofrece conexiones diarias a Madeira, con una duración de vuelo de 15 min. Existe, además, la posibilidad de viajar en barco, en el ferry-boat denominado «Lobo Marinho», siendo este el medio más solicitado entre Madeira y Porto Santo, o, si no, visitar la isla a bordo de un crucero que haga escala aquí.